10 claves para escribir una novela divertida

Te damos 10 claves para escribir una novela divertida. Antes de publicar un libro, piensa si cumple con estos 10 preceptos.

1. Lo más importante es no aburrir a quienes lean tu libro. Eso se consigue con el ritmo y con un buen equilibrio entre los distintos tipos de escenas que componen la obra.

2. La segunda clave no es ningún secreto: introduce escenas de acción en la trama, de una manera regular. El ritmo tiene que ser acompasado pero sin pasarte porque entonces, el lector, que es muy listo, descubrirá que estás aplicando una fórmula y no construyendo un universo donde refugiarse. Y si eso ocurre, adiós magia, adiós novela.

3. Cuidado con las descripciones, las carga el diablo. No cometas el error de describir a los personajes de golpe, ni tampoco los escenarios. Una descripción larga puede romper el ritmo de la trama y anular todos tus esfuerzos para que sea entretenida.

4. El ritmo es muy importante. Cuídalo. En tu historia debes marcar una línea para medir la acción de cada uno de los capítulos. El gráfico completo resultante es el ritmo de tu novela. Cuidado con los picos muy pronunciados y también con la uniformidad continúa. Debe ser una línea que va ondulándose sin demasiadas pendientes.

5. Cuando veas que la línea que marca el ritmo desciende sin tener nada muy interesante que ofrecer en un par de capítulos, la solución es un buen diálogo. El habla de los personajes es tan importante como la acción. Una buena conversación entre los personajes puede funcionar mucho mejor que cualquier escena de tensión.

6. Extensión. Palabra clave. Ante la duda, todo corto. Capítulos, frases, escenas. Si bueno y breve, dos veces bueno. No lo olvides. Economía comunicativa. Siempre funciona.

7. Todos los consejos anteriores no sirven de nada si no tienes una buena historia y unos buenos personajes. 

8. Corrige sin cesar. Elimina todo aquello que se repita de alguna manera. Si los personajes dicen que hace calor no hace falta que lo cuentes a la hora de describir el tiempo; ni mucho menos que lo diga el narrador. El lector lo capta todo, si piensa que lo estás tratando como si fuese un niño de pecho cerrará tu libro.

9. Ante la duda, busca un profesional para que te ayude, todos los escritores necesitan un editor de confianza para ayudarse a equilibrar las tramas y que llegue hasta donde el propio autor no puede. Los servicios editoriales pueden resultar reveladores en este sentido.

10. No existen fórmulas de oro en la creación literaria. No hay fórmulas infalibles, todo depende de lo que te pida la novela y de cómo sea tu estilo. Todos estos consejos los tienes que seguir siempre si puedes aplicarlos a lo que estás escribiendo.

Al margen de estas claves para escribir una novela amena y divertida, piensa que un libro debe aportar muchos más elementos que sólo diversión y que lo importante es que el lector pueda construir a partir de tus palabras un universo propio y vivir con esos personajes que tú has creado para él.

Escribe en los comentarios qué te ha parecido el post y si crees que te va a ayudar en tu proceso creativo.

Si necesitas ayuda con tu libro, no dudes en llamarnos.

Imagen

Palabras relacionadas:

Claves escribir una novela divertida

Escribir una novela divertida

Publicar un libro

Servicios editoriales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.