Fichas de personajes: cómo crearlas

Fichas de personajes: la mejor manera de crearlas

Fichas de personajes: cómo crearlas y qué deben incluir es la continuación de un post que publicamos recientemente, en el que te comentábamos la importancia de crear fichas de personajes para escribir una novela o publicar un libro. Si quieres echarle un vistazo, te dejamos aquí el enlace.

En primer lugar, decir que las fichas de nuestros personajes deben hablarnos de ellos y definirlos en su totalidad, no porque toda esa información se refleje explícitamente en tu novela, sino porque se verá insertada en ella implícitamente. Al conocer a tus personajes tan bien, será más difícil que cometas incorrecciones con ellos o inverosimilitudes, siempre serán coherentes con su evolución a lo largo de la trama y hablarán, pensarán y actuarán como esté determinado en su papel como personaje.

Pero qué tiene que tener esa ficha para que consiga que tú puedas escribir con soltura. Vamos a ello. Para empezar es necesario que sepas que no existe una manera única de crear fichas de personajes, pero hay algunos elementos básicos que debes incluir. Son los siguientes:

  • Datos personales: nombre, edad, lugar de nacimiento.
  • Ocupación: a qué se dedica y si le gusta.
  • Su pasado: cómo fueron su infancia y adolescencia, experiencias que le marcaron. Mejores y peores momentos. Afinidades con sus familiares cercanos u odios.
  • Aspiraciones: ¿tiene un objetivo claro, un sueño que cumplir? ¿Está comprometido con ello? ¿Se propone metas reales?
  • Familia: ¿tiene familia? Define su relación con ella.
  • Amigos: ¿tiene muchos amigos o pocos?¿Es sociable o no? ¿Qué papel ocupa dentro de su grupo de amigos o colegas?
  • Psicología: define su forma de pensar. ¿Es obsesivo o despreocupado? ¿Introvertido o extrovertido? Piensa bien cómo es y no dejes nada por describir.
  • Moral: ¿tiene algún límite moral? ¿Le importa comportarse de forma correcta con los demás?
  • Política: define sus orientación política, con qué ideales y valores simpatiza.

Con todos estos datos y los que tú quieras añadir más tendrás un mapa completo de la vida de tu personaje. Esta ficha la debes hacer con todos los relevantes de tu novela, sin olvidar ninguno. Al conocerlos tan bien serás capaz de crear verdaderas interacciones reales entre ellos y que parezcan personas vivas. Como decía Ana María Matute, hay que comer con ellos todos los días hasta conocerlos mejor que a uno mismo.

Estas fichas de personajes son muy importantes para adecuarlos a la historia. Se trata de un trabajo exhaustivo y es fundamental para construir un relato coherente. Uno de los secretos de cómo escribir un buen libro.

Si te ha gustado este artículo no te pierdas estos dos que te dejamos a continuación y sobre todo, no dejes de comentar lo que te ha parecido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.